Clausurado un módulo de la prisión tras presentar 3 internos síntomas compatibles con el coronavirus

CÓRDOBA LOCAL

Hay un total de cinco internos en aislamiento. Ninguno de los tres sospechosos es mayor ni tiene factores de riesgo

CORDÓPOLIS (JUAN VELASCO).- El Módulo 8 de la prisión de Córdoba ha sido clausurado este lunes después de que tres internos presenten síntomas compatibles con el coronavirus. Según han informado a este periódico diversas fuentes, hay otros dos internos también en aislamiento, pero que no presentan síntomas.

En total son cinco los presos aislados, aunque se ha clausurado el módulo al completo. Según ha podido saber este periódico, dos de los presos aislados fueron trasladados al modulo de ingresos este fin de semana. Según las fuentes consultadas, se valora la posibilidad de que uno de los presos aislados enfermara al regreso de un permiso o después de una comunicación familiar la semana pasada. Otro es su compañero de celda.

“En el módulo se lo han tomado bien, los presos lo están llevando con buen ánimo, aunque las familias están algo más preocupadas”, explican las fuentes. De los tres internos que presentan síntomas, ninguno de ellos es mayor ni tiene factores de riesgo.

A pesar de llevar todo el fin de semana aislados, a los internos todavía no se le ha realizado la prueba. Los sindicatos están intentando que se adelante la toma de muestras a mañana. Desde CSIF Prisiones recuerdan que el procedimiento para esta prueba en prisiones es el mismo que el de un ciudadano de a pie, a pesar de que la situación es “bastante particular”.

El objetivo de este sindicato es lograr que el protocolo epidemiológico en prisiones vaya por otra vía, así se le ha trasladado a la Subdelegación del Gobierno.

El Gobierno decretó el pasado jueves 12 de marzo el cierre de la prisión de Córdoba y del resto de España -excepto Cataluña donde la Generalitat tiene las competencias- para visitas y comunicaciones de los internos debido a la crisis sanitaria del coronavirus.

La Dirección General de Instituciones Penitenciarias ha adecuado su protocolo a la situación actual de la epidemia y suspende las visitas durante dos semanas. No habrá comunicaciones con familiares, ni vis a vis. Este lunes se han suspendido las comunicaciones a través de locutorio.

Estas medidas excepcionales se toman en consonancia con los protocolos recomendados por el Ministerio de Sanidad. Además, los presos que se reincorporen al centro y los nuevos reclusos tendrán que pasar una cuarentena para evitar posibles contagios.

 

Ir arriba