Skip navigation.

M.I. Colegio de Abogados de PamplonaM.I. Colegio de Abogados de Pamplona
M.I. Ilustre colegio de abogados de pamplona
Derecho penitenciario
Bibliografía Centros penitenciarios Enlaces
La WebPresentaciónNormativaJurisprudenciaOrganismos internacionalesDoctrinaEncuentrosNoticias
Derecho Penitenciario > Noticias

Noticias

Un único psiquiatra para atender a los 165 reclusos enfermos mentales en la prisión de Sevilla

1 de abril de 2017

UGT alerta del aumento de la conflictividad en el psiquiátrico penitenciario de la provincia

ABC.ES – (SILVIA TUBIO, SEVILLA).- El sindicato UGT denunciaba este viernes un intento de fuga de un recluso conflictivo que lleva dos meses internado en el Hospital Psiquiátrico Penitenciario. El preso, que acumula antecedentes por comportamiento violento en prisión, había sido trasladado desde Alicante debido a otros graves incidentes que había protagonizado.

Según la información facilitada a los medios, este interno, que sufre problemas mentales, había desmontado su cama y había realizado «un butrón de unos 30 centímetros de diámetro». Recientemente había provocado un incendio en su celda y había destrozado una cámara de seguridad.

La fuga no se materializó pero sirvió de excusa para conocer una realidad preocupante que se vive en este centro penitenciario especial. En estos momentos la población reclusa la componen 165 internos, diagnosticados todos de enfermedades mentales. A pesar de que la relación de puestos de trabajo (RPT) contempla una dotación de cuatro médicos psiquiatras, tan sólo hay en plantilla uno. Un facultativo que tiene bajo su responsabilidad la atención de 165 internos, que se quedan sin atención especializada cuando coge descanso o vacaciones. «Hace dos semanas había dos psiquiatras, pero uno pidió el traslado. El compañero que ha quedado sufre un estrés laboral constante, así como una excesiva carga de trabajo. El centro es vulnerable los días en los que no está», señalaba el secretario general de UGT-Prisiones, Alejandro González.

Asistencia insuficiente

La falta de una atención especializada en un colectivo de reclusos con necesidades específicas, está redundando en el ambiente y la seguridad en el trabajo. «Está aumentando la conflictividad y los incidentes, como el intento de fuga registrado el jueves, se repiten con demasiada asiduidad». Cuando no está el único psiquiatra de plantilla, se paralizan, por ejemplo, las modificaciones en los tratamientos farmacológicos de los internos. Alejandro González pone un ejemplo: «El recluso de ayer necesitaba un aumento de la dosis que tenía prescrita, pero sólo lo podía autorizar el especialista».

Además del deterioro en la convivencia dentro del centro penitenciario psiquiátrico, desde UGT recuerda que a pesar de ser una cárcel, es también un hospital porque sus reclusos son enfermos, que necesitan de una correcta atención. «Es imposible que un médico pueda cubrir bien la atención de tantos reclusos».

Desde Instituciones Penitenciarias niegan el intento de fuga y encuadran lo ocurrido en un episodio más de mal comportamiento del recluso. Sobre la plantilla de psiquiatras del centro sevillano no quisieron aportar ningún dato ni contrastar la información facilitada por los funcionarios.

© M. I. Colegio de Abogados de Pamplona - Iruñeko Abokatuen Elkargo T. Arg. - Avenida del Ejército, 2 - Planta 10ª, 31002 Pamplona