Skip navigation.

M.I. Colegio de Abogados de PamplonaM.I. Colegio de Abogados de Pamplona
M.I. Ilustre colegio de abogados de pamplona
Derecho penitenciario
Bibliografía Centros penitenciarios Enlaces
La WebPresentaciónNormativaJurisprudenciaOrganismos internacionalesDoctrinaEncuentrosNoticias
Derecho Penitenciario > Noticias

Noticias

La cárcel de Tarragona acogerá 400 internos de Barcelona y Lleida

21 de marzo de 2017

En septiembre, Mas d'Enric dispondrá de una plantilla de 440 funcionarios para 800 presos

EL MUNDO.ES – (ROBERTO VILLARREAL, TARRAGONA).- La mastodóntica cárcel de Mas d'Enric, abierta hace 15 meses y actualmente a un 40% de su capacidad con 280 funcionarios y 400 internos, comienza estos días a desperezarse de cara a una gestión más optimizada que le llevará a duplicar el número de reclusos antes del otoño. Mañana está ya prevista la llegada de un grupo de 45 profesionales para preparar la acogida, en las primeras semanas de abril, de 115 presos que llegan de Brians 1, Brians 2 y Ponent.

La operación se ha diseñado como una primera fase dentro del reordenamiento total del sistema penitenciario catalán, derivado del cierre de la Modelo en Barcelona. Cuando culmine el procesos de redistribución se habrá incrementado la población reclusa de Mas d'Enric en unas 400 personas.

Durante el día de ayer eran visibles los trabajos de limpieza y acondicionamiento de los módulos, cada uno de ellos con capacidad para 128 internos, que hasta ahora han permanecido inutilizados. Solo cuatro de los nueve disponibles estaban operativos hasta la fecha, lo que a juicio del conseller de Justicia, Carles Mundó, suponía una disfunción sin sentido: «No es lógico tener saturado un centro como la Modelo de 103 años de historia que se cae a trozos, mientras el más moderno de Cataluña está infrautilizado», reflexionó durante su visita ayer a las instalaciones.

Los cinco nuevos módulos irán entrando progresivamente en funcionamiento conforme lleguen los profesionales -hasta 160- que permitan garantizar la atención «a un ritmo proporcionado» de esos 400 reclusos recién llegados. En septiembre, Mas d'Enric dispondrá de una plantilla de 440 funcionarios para 800 presos. «Supone una ocupación del 80%, sobre un tope de 1.022 internos, que es óptima desde la perspectiva de la gestión penitenciaria», valoró Gordó, quien también subrayó que con la nueva distribución la mitad de los internos desplazados (unos 200) a Tarragona se acercarán más a su lugar de residencia.

El proceso de cierre de la Modelo y el mantenimiento de todos los puestos de trabajo va a significar -en palabras del conseller- que «el conjunto del sistema recibirá más profesionales de los que nunca había tenido, al concentrarse los mismos trabajadores en nueve centros en lugar de diez».

En este sentido, la Generalitat pretende quitar hierro a las quejas sindicales por falta de personal para vigilar un recinto tan gigantesco y desmentir las carencias en materia de seguridad: «Todas las prisiones de Cataluña son seguras, pero la de Tarragona sin duda está a la vanguardia con más de 700 cámaras de videovigilancia y tecnología de última generación».

La cárcel más moderna de Cataluña, que costó más de 100 millones de euros y dispone incluso de piscina olímpica, ha sido objeto de polémica por el excesivo lujo de algunos de los materiales empleados y las comodidades de que disfruta la población reclusa. Actualmente unos 220 internos cursan estudios allí, y también aproximadamente el 50% está inscrito en programas de educación física.

Uno de los aspectos más conflictivos con la vecina localidad de El Catllar, la depuración de las aguas residuales, ha sido ya resuelto, según informa la Generalitat. La depuradora, de nueva construcción, está en fase de pruebas y, tras la correspondiente certificación de la Agència Catalana de l'Aigua (ACA), entrará en servicio por fases a partir de abril.

© M. I. Colegio de Abogados de Pamplona - Iruñeko Abokatuen Elkargo T. Arg. - Avenida del Ejército, 2 - Planta 10ª, 31002 Pamplona