Skip navigation.

M.I. Colegio de Abogados de PamplonaM.I. Colegio de Abogados de Pamplona
M.I. Ilustre colegio de abogados de pamplona
Derecho penitenciario
Bibliografía Centros penitenciarios Enlaces
La WebPresentaciónNormativaJurisprudenciaOrganismos internacionalesDoctrinaEncuentrosNoticias
Derecho Penitenciario > Noticias

Noticias

Jaume Matas, un recluso más en Perogordo

29 de agosto de 2014

El exministro cumple su primer mes de condena en la cárcel de Segovia en el módulo de enfermería, donde comparte celda con el exauditor de Gowex Pérez Villanueva.

EL ADELANTADO (M.G.).- Una vida "tranquila". Asi definen los funcionarios que han convivido con el exministro y expresidentes del Gobierno balear Jaume Matas su primer mes de estancia en el Centro Penitenciario de Segovia, al que llegó el pasado 28 de julio para cumplir una condena de nueve meses de prisión por un delito de tráfico de influencias.

Desde su entrada en la cárcel de Segovia, a la que llegó portando dos grandes bolsas y vestido con un polo de color azul oscuro y un pantalón chino del mismo color, Matas permanece en el módulo de enfermería, ya que aún necesita cuidados médicos por una operación de oído a la que se sometió antes de entrar en prisión. Esta operación le obliga a utilizar un audífono para poder comunicarse con sus compañeros, que suscitó el recelo de algunos de ellos y de los propios funcionarios ya que lleva añadido un pequeño micrófono para amplificar el sonido, que algunos de ellos confundieron con el de una grabadora.

Comparte celda con un recluso de confianza que la dirección del centro le asignó para facilitar su integración en la rutina del centro, y desde hace pocas fechas también con el que fuera auditor de la empresa tecnológica Gowex; José Antonio Díez Villanueva, que está en situación de prisión preventiva a la espera de que se determine su responsabilidad en este complicado caso de ingeniería financiera fallida. Fuentes penitenciarias aseguran que la estancia del político en la prisión segoviana está siendo "como la de cualquier otro interno", donde dedica su tiempo libre a los juegos de mesa como el ajedrez o el parchís, siendo este último en el que parece mostrar una mayor pericia. La lectura y el ejercicio físico moderado completan su tiempo en prisión, donde también hace un uso frecuente de las llamadas telefónicas a las que los reclusos tienen derecho, presumiblemente para hablar con sus familiares.

En cuanto a las visitas, sólo su esposa y su abogada, Pilar Gómez Pavón han acudido a visitar a Matas en estas primeras cuatro semanas de prisión, y la letrada responsable de sus asuntos legales ha asegurado en declaraciones a agencias que el político está asumiendo "bien y tranquilo" este periodo en prisión.

Además, fue el propio Matas quien eligió este centro penitenciario para cumplir condena, debido a su cercanía a Madrid y por la posibilidad de recibir un tratamiento médico adecuado a su dolencia de oído, por ser la de Segovia una cárcel de menor capacidad que otros centros de mayor envergadura.

El exministro está a la espera de que la Dirección General de Instituciones Penitenciarias tramite su clasificación, pendiente del preceptivo informe de la Junta de Tratamiento del centro penitenciario en el que se determinará su paso al segundo o al tercer grado. Aunque no hay ninguna confirmación oficial sobre este asunto, todo parece indicar que Matas recibirá el tercer grado, lo que le permitiría cumplir su condena en régimen de semilibertad e incluso dormir en su domicilio madrileño.

En julio de 2013, el Tribunal Supremo rebajó a 9 meses y 1 día de prisión la condena contra Matas en la primera pieza del caso Palma Arena que fue a juicio por beneficiar fraudulentamente con dinero público al periodista que le escribía los discursos, Antonio Alemany.

© M. I. Colegio de Abogados de Pamplona - Iruñeko Abokatuen Elkargo T. Arg. - Avenida del Ejército, 2 - Planta 10ª, 31002 Pamplona