Skip navigation.

M.I. Colegio de Abogados de PamplonaM.I. Colegio de Abogados de Pamplona
M.I. Ilustre colegio de abogados de pamplona
Derecho penitenciario
Bibliografía Centros penitenciarios Enlaces
La WebPresentaciónNormativaJurisprudenciaOrganismos internacionalesDoctrinaEncuentrosNoticias
Derecho Penitenciario > Noticias

Noticias

Libertad condicional para un 'grapo' que siguió su particular 'Vía Nanclares'

17 de mayo de 2014

LA REGION.- Israel Monleón Martínez, condenado como miembro de los GRAPO, ha accedido a la libertad condicional después de realizar un proceso de arrepentimiento y desvinculación de la banda terrorista que le llevó a plasmar por escrito su renuncia a la violencia y perdón a las víctimas de la banda como lo que hacen los disidentes de ETA que se acogen a la denominada 'Vía Nanclares'.

"Manifiesto mi renuncia pasada y futura a las organizaciones que usan la violencia con fines políticos y el conocimiento del sufrimiento generado por los GRAPO, lamentando las víctimas ocasionadas por ello. Deseo expresar mi perdón". Así se expresaba Israel Monleón en un escrito firmado el 16 de septiembre de 2013 al que ha tenido acceso Europa Press.

Asimismo, certifica en el escrito su "total y completa desvinculación de los GRAPO desde abril de 2002", es decir, que según su versión, incluso cuando fue detenido ya había renunciado a su militancia terrorista.

REPUDIADO POR LA BANDA

Su arrepentimiento le valió el rechazo de sus antiguos camaradas que borraron cualquier rastro suyo. Su foto desapareció de los cárteles en los que los GRAPO exigen la amnistía para sus "presos políticos" y nadie ha preparado actos de recibimiento y bienvenida como sí ocurre con los terroristas que se mantienen fieles a la organización durante toda su condena.

Actualmente los GRAPO cuentan con 18 militantes en la cárcel, entre ellos su máximo líder Manuel Pérez Martínez, 'Camarada Arenas', recluido en la prisión de Albocasser (Castellón). Otros han ido saliendo en los últimos meses tras la derogación de la doctrina Parot o porque han agotados sus condenas. También hay otros que siguen presos pero que han seguido el mismo camino que Monleón y por tanto no cuentan para la organización.

El caso más significativo es el de Fernando Silva Sande, en el pasado uno de los pistoleros más sanguinarios de los GRAPO y actualmente considerado un traidor en la banda. Sande ha llegado a colaborar con la Guardia Civil en la búsqueda del cadáver del empresario Publio Cordón en Francia.

El Juzgado Central de Vigilancia Penitenciaria de la Audiencia Nacional que dirige el magistrado José Luis Castro concedió la libertad condicional a Monleón Martínez el pasado 16 de abril al entender que cumplía todos los requisitos para ellos y al contar con el visto bueno de la Junta de Tratamiento de la Prisión y el de la Fiscalía.

Como queda constancia en su escrito, este preso de los GRAPO había renunciado a la violencia y pedido perdón además de manifestar su voluntad de colaborar con la Justicia. En su caso, no tenía ninguna indemnización a la que hacer frente por sus actividades en la banda.

DETENIDO EN 2002

Israel Monleón fue detenido el 18 de julio de 2002 en Madrid en el marco de una operación a gran escala de la Guardia Civil que, en colaboración con las autoridades francesas, desarticularon la cúpula de la banda con un total de 14 detenidos en Madrid, París y Vitoria. Entre ellos se encontraban los máximos dirigentes de los GRAPO en ese momento que habían sustituido a los anteriores responsables, arrestados dos años antes.

Esta nueva cúpula había centrado sus esfuerzos en reorganizarse y financiarse para la comisión de nuevos atentados. Contaban con una decena de pisos para la organización. Entre sus integrantes se encontraba Monleón Martínez, quien fue condenado por la Audiencia Nacional en julio de 2006 a siete años y diez meses de prisión por integración en banda terrorista y falsificación.

Ingresó en prisión en el año 2007 una vez que el Tribunal Supremo confirmó su condena mostrando un pronóstico favorable que le llevó a disfrutar de varios permisos penitenciarios de salida. El pasado 7 de febrero se le concedió también el tercer grado penitenciario por lo que desde entonces seguía cumpliendo su condena en el Centro de Inserción Social Josefina Aldecoa, dependiente de la cárcel de Navalcarnero (Madrid IV).

Ya no tendrá que volver al centro al recibir esta libertad condicional en la que permanecerá hasta la liquidación definitiva de su pena fijada en agosto de 2015.

© M. I. Colegio de Abogados de Pamplona - Iruñeko Abokatuen Elkargo T. Arg. - Avenida del Ejército, 2 - Planta 10ª, 31002 Pamplona