Skip navigation.

M.I. Colegio de Abogados de PamplonaM.I. Colegio de Abogados de Pamplona
M.I. Ilustre colegio de abogados de pamplona
Derecho penitenciario
Bibliografía Centros penitenciarios Enlaces
La WebPresentaciónNormativaJurisprudenciaOrganismos internacionalesDoctrinaEncuentrosNoticias
Derecho Penitenciario > Noticias

Noticias

Cárceles en EEUU: “No se trata de crimen y castigo sino de crimen y beneficio”

9 de marzo de 2014

Ray Jasper, un preso que debe ser ejecutado en Texas el 19 de marzo denuncia el negocio que se hace con el trabajo de los reos en EU. Condenado en 1998, cuando tenía 19 años, por ser cómplice en un asesinato y robo, Ray Jasper lleva más de una década encarcelado.

SIPSE.COM.- El sistema penitenciario en Estados Unidos es la esclavitud de nuestro tiempo, denuncia Ray Jasper, un preso que debe ser ejecutado en Texas el próximo 19 de marzo.

"No se trata de crimen y castigo, sino de crimen y beneficio. La cárcel es una industria multimillonaria. En 1996, se abrieron 122 cárceles en EU. Varias empresas organizaron exposiciones en ciudades pequeñas para mostrar cómo el aumento de la cantidad de prisiones impulsaría la economía mediante la creación de más puestos de trabajo ", escribió en la que dijo que podría ser su última carta, según publica actualidad.rt.com.

Condenado en 1998, cuando tenía 19 años, por ser cómplice en un asesinato y robo, Jasper lleva más de una década encarcelado.

Ha compartido su experiencia en una cárcel para condenados a la pena capital en una serie de cartas publicadas en la página web Gawker.

Según él, los presos no tienen más opciones que trabajar, ya que negarse a hacerlo conlleva un severo sufrimiento mental.

"Si un preso se niega a trabajar y ser un esclavo, le aíslan de otros presos. Hay miles de personas condenadas a largo plazo que no tienen más remedio que hacer dinero para el gobierno o vivir en aislamiento. Los efectos del aislamiento penitenciario, literalmente, vuelven a la gente loca", expresó.

PENAS EXCESIVAS

Jasper además criticó las excesivamente severas penas para los delincuentes novatos, considerándolas como un tipo de "opresión".

"Aquí hay muchachos que todavía no llegan ni a los 30 años pero cumplen penas de unos 200 años de cárcel. Es indignante".

Jasper sospecha que también podrían condenar a sentencias tan duras por formar parte del complejo industrial carcelero.

"El otro lado de la moneda es que hay gente en el mundo corporativo que gana dinero gracias a los presos, así que cuánto más tiempo lleven estos últimos encarcelados, más dinero generan", concluyó.

© M. I. Colegio de Abogados de Pamplona - Iruñeko Abokatuen Elkargo T. Arg. - Avenida del Ejército, 2 - Planta 10ª, 31002 Pamplona